• thumbnail fronton web
Imprimir

PRESUPUESTOS GENERALES DEL ESTADO 2018:

RTVE CONDENADA PRESUPUESTARIAMENTE

El Gobierno ha vuelto a presentar al Parlamento un presupuesto que consolida el empequeñecimiento de la CRTVE por cuarto año consecutivo. La asignación se ha quedado paralizada en los 343 millones de euros. Una cantidad que implica una mengua ya que no atiende el incremento del IPC de los últimos años, ni la subida acumulada de gastos y salarios de personal que supera el 4% acumulado, sin contar con el 1,8% comprometido para el ejercicio en curso.

 

MENOS PRODUCCIÓN PROPIA

Este planteamiento económico es una lenta condena a muerte para CRTVE, ya que con el paso del tiempo nos llevará a no poder producir ni adquirir contenidos. La congelación limita nuestra capacidad competitiva a la hora de confeccionar las parrillas y la prestación de un adecuado Servicio Público. La falta de recursos a través de los Presupuestos Generales del Estado nos ata de pies y manos, obligando a los trabajadores que todavía tienen ilusión y voluntad, a un esfuerzo digno de reconocimiento.

INADECUADA RENOVACIÓN TECNOLÓGICA

A eso hay que sumar la falta de fuerza para la inversión tecnológica que el sector requiere.

No se renuevan las unidades móviles y eso nos condena al constante alquiler de medios reforzando a las empresas privadas y favoreciendo la aniquilación de la producción de señales desde el sector público. Y ya no digamos a la hora de subirse al carro del 4K (y siguientes) que exigirá una completa renovación de los equipos de grabación, edición, postproducción y distribución de imágenes. 

Escasa aportación para tecnología, menos en Canarias, que tiene una partida dineraria específica en el PGE. 

Y todo ello cuando seguimos inmersos en la construcción de los estudios de Prado del Rey.

ENVEJECIMIENTO DE LA PLANTILLA

A todo esto hay que sumar el envejecimiento de la plantilla con elevados segmentos de trabajadores con mayores derechos retributivos y cada año más próximos a la jubilación. Un problema que requiere de soluciones urgentes, que se adopten las medidas para una renovación generacional necesaria. Es necesario convocatorias de empleo YA. También que se ponga en marcha un proceso de promoción/adecuación puesto categoría, que materialice las legítimas aspiraciones de infinidad de compañeros.

La congelación de los presupuestos de 2018 da un paso más en esa dirección y pone a la CRTVE en la senda de un futuro incierto por inanición. Un paisaje oscuro antes del verano al que tendrá que enfrentarse el nuevo Presidente (y su nuevo Consejo de Administración), como ejecutores de las directrices que emanen del Parlamento con su elección. De ahí la trascendencia de las decisiones y acuerdos que están por venir para los trabajadores de la Corporación.

 

  JUntos Somos mejOres,  ¡AFÍLIATE!

 

 

Escribir un comentario



Anti-spam: complete the taskJoomla CAPTCHA